*Proam vigila que fraccionadores cumplan con legislación ambiental*

_Pide a la población informar sobre la construcción de nuevos desarrollos para realizar la inspección correspondiente._

*Morelia, Michoacán.-La Procuraduría de Protección al Ambiente (Proam), que encabeza Arturo Chávez Carmona, hace el llamado a la población para denunciar al teléfono 800 00 77 626, la construcción de nuevos fraccionamientos, conjuntos habitacionales o ampliación de los mismos, con la finalidad de vigilar el cumplimiento de la legislación ambiental, a través de la revisión de las autorizaciones que otorga la Secretaría del Medio Ambiente (Secma).

Lo anterior, toda vez que esta institución cuenta con un total de 57 procedimientos administrativos, iniciados a fraccionadores, en su mayoría por la ausencia de la Autorización en Materia de Impacto Ambiental, o del Plan de Manejo de Residuos de Manejo Especial.

“Las autoridades ambientales así como de desarrollo urbano estatales y municipales estamos sumando esfuerzos para que los planes de desarrollo estén actualizados conforme a las necesidades ambientales de las regiones; por mucho tiempo estos se contraponían e hicieron que se tuviera un crecimiento urbano desorganizado, por eso en la actualidad nos encontramos con construcciones de fraccionamientos sin autorizaciones estatales, algunos en sitios inviables debido a que los planes de desarrollo municipales estaban desfasados”, explicó el titular de la Proam.

De acuerdo a la información de la subdirección de lo contencioso ambiental de la Proam, es el municipio de Morelia el que cuenta con mayor número de procedimientos administrativos por este tema, con un total de 26, le sigue Peribán con cinco, mientras que el resto se encuentran en municipios como, Zamora, Jacona, Los Reyes, Venustiano Carranza, Zacapu, Cotija, Coahuayana, Cojumatlán, Tarímbaro, Maravatío, Turicato, y Tanhuato.

Asimismo, se han emitido alrededor de 30 resoluciones con multas por más de 3 millones 148 mil pesos y todos los procedimientos continúan su proceso contencioso para dar seguimiento al requerimiento de los estudios de daño ambiental y el cumplimiento de las medidas de compensación ambiental que se establezcan en los mismos.

“Es importante que los ciudadanos sepan que la construcción de nuevos fraccionamientos no está prohibida, pero al igual que toda obra o actividad que genera un impacto ambiental, deben estar regulados, por lo que nuestra invitación es que nos hagan llegar sus denuncias con la ubicación del sitio para que nosotros podamos realizar la inspección correspondiente”, concluyó.