Por: Humberto Castillo Mercado

 

«Ahora resulta que ya todos son jotillos o gays», expresó un vendedor de raspados, poco antes del inicio de la marcha gay Michoacán 2023, que inició después de las 17.30 horas frente ala XXI Zona Militar, para avanzar por la Avenida Acueducto para llegar al Centro Histórico.

Personajes de todo tipo caminaron en el multicolor festín, que permitió la politizacion y la intervención del estado y municipio, para convertirse en un evento superfluo y egocéntrico.

Mujeres trans, lesbianas, osos, transgénero, homosexuales, scort, vestidas, vaqueros, travestis, stripper, de diversos antros gay de Morelia, encabezaron la marcha, en la que hasta su organización generó pleitos y «desgreñadas» entre integrantas de la comunidad diversa sexual de Morelia.

Mujeres indígenas, policías, trabajadores de gruas, los partidos políticos, como Morena, Movimiento Ciudadano y PRD, también participaron con carros alegóricos, sin faltar los discursos desde un templete realizados por funcionarias del gobierno estatal y municipal.

Patrullas de la Policía de Morelia, y de la Guardia Civil se suman apoyar los contingentes, todos los elementos llevaban una banderita gay en el hombro.

Debido a que el gobierno estatal y municipal aportaron recursos, para su realización, templetes, carros alegóricos y vestuarios, se les permitió formar parte de la logística y dar posturas y discursos, antes y después de la marcha, también llamada Pride, que en inglés significa orgullo, ego y egocentrismo.